Renuncia

Nunca había sido tan fácil hacerlo. Cuando te das cuenta que te hace mal, sabes que es hora de partir. Por más lagrimas que caigan, el dolor es temporal. Mirar hacia un costado y dejarlo atrás no te hace ser indiferente, en cambio, te enseña a amarte. Elegirte antes de elegir al otro. Renunciar no es el fin, sino una puerta abierta a algo mejor.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: