Mil quinientas treinta y tres esquinas

Me preocupa que no esté pasando nada. La piel se me pone nerviosa. ¿Cuántas historias no estarán comenzando hoy? Se suponía que hoy, en mil quinientas treinta y tres esquinas se iban a encontrar tresmil sesenta y seis personas. O sea, se iban a encontrar un montón más, pero esas iban a ser las afortunadas,Sigue leyendo «Mil quinientas treinta y tres esquinas»

El amor y el desamor

Acá estoy contando las estrellas pero me pierdo, no sé si voy por la estrella número 10 o la 11. Igual sin importar su número veo una estrella distinta, no sé si es su forma de brillar o el tamaño enorme que tiene, pero es distinta. Quizá sea su color, no lo sé, solo esperoSigue leyendo «El amor y el desamor»

Ángel de alas negras

Un ángel de alas negras eso era ella, tan sutil como voraz, tan serena y calma como el mar en verano, tan cambiante como el viento que vuela las hojas de otoño y brusca como una tormenta de invierno. Ella, una mezcla de cosas contrarias entre sí pero que juntas eran la perfecta combinación. LaSigue leyendo «Ángel de alas negras»

Los recuerdos

Como escribió Galeano en la primer página del libro de los abrazos: » Recordar, es volver a pasar por el corazón». Y así, sin más. Sin disfrazar palabras de manera elocuente. ¿No te quedó un hueco en tu nostalgia esperando a ser llenado de lo más sencillo? Como aquel último abrazo que dimos, ahora esSigue leyendo «Los recuerdos»